Tipo de figuras retoricas

Tipo de figuras retoricas

Símil

Es un símil informal o implícito en el que se omiten las palabras como, como, así. Por ejemplo, «Es como un león (símil) «y «Es un león (metáfora)». En los siguientes ejemplos, las metáforas están subrayadas.

La personificación es una atribución de naturaleza, inteligencia o carácter personal a objetos inanimados o nociones abstractas. Por ejemplo, en algunas frases utilizamos: la tormenta furiosa, la tierra sedienta y el frío despiadado. Otros ejemplos son:

La sinécdoque es la comprensión de una cosa por medio de otra. En este caso, se utiliza una parte para designar el todo o el todo para designar una parte. Por ejemplo, «Tengo al virrey, amo al hombre», y «Todas las manos (tripulación) en el trabajo».

Es una disposición de una serie de ideas en el orden de importancia creciente. Por ejemplo: «¡Qué pedazo de hombre! ¡Qué noble en la razón, qué infinito en las facultades! En la acción, ¡qué parecido a un ángel!»

Personificando

Lenguaje figurado: Un significado de «figura» es «dibujo» o «imagen». El lenguaje figurado crea imágenes en la mente del lector u oyente. Estas imágenes ayudan a transmitir el significado de forma más rápida y vívida que las palabras solas.

En el «lenguaje figurado» utilizamos figuras para añadir color e interés, y para despertar la imaginación. El lenguaje figurado está en todas partes, desde obras clásicas como Shakespeare o la Biblia, hasta el habla cotidiana, la música pop y los anuncios de televisión. Hace que el lector o el oyente utilicen su imaginación y entiendan mucho más que las simples palabras.

Leer Más  Medir productividad en excel

El lenguaje figurado es lo contrario del lenguaje literal. El lenguaje literal significa exactamente lo que dice. El lenguaje figurado significa algo diferente (y normalmente más) de lo que dice en la superficie:

En el ejemplo anterior, «como el viento» es una figura retórica (en este caso, un símil). Es importante reconocer la diferencia entre el lenguaje literal y el figurado. Hay muchas figuras retóricas que se utilizan habitualmente y que puedes aprender de memoria. En otras ocasiones, los escritores y oradores pueden inventar sus propias figuras retóricas. Si no las reconoces como figuras retóricas y piensas que son literales, te resultará difícil entender el lenguaje.

Figuras retóricas comunes

Probablemente recuerde muchos de estos términos de sus clases de inglés. El lenguaje figurado suele asociarse a la literatura y a la poesía en particular. Seamos o no conscientes de ello, utilizamos las figuras retóricas a diario en nuestros escritos y conversaciones.

Por ejemplo, expresiones comunes como «enamorarse», «devanarse los sesos» y «subir la escalera del éxito» son todas metáforas, la figura más generalizada de todas. Asimismo, recurrimos a los símiles cuando hacemos comparaciones explícitas («ligero como una pluma») y a la hipérbole para enfatizar un punto («¡me muero de hambre!»).

Figura retórica en la que una palabra o frase se sustituye por otra con la que está estrechamente asociada; también, la estrategia retórica de describir algo indirectamente refiriéndose a cosas de su entorno.

Explorar activamente las características del dispositivo para identificarlo. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.

Leer Más  Juegos para trabajar las vocales

Figura retórica

Es un símil informal o implícito en el que se omiten las palabras como, como, así. Por ejemplo, «Es como un león (símil) «y «Es un león (metáfora)». En los siguientes ejemplos, las metáforas están subrayadas.

La personificación es una atribución de naturaleza, inteligencia o carácter personal a objetos inanimados o nociones abstractas. Por ejemplo, en algunas frases utilizamos: la tormenta furiosa, la tierra sedienta y el frío despiadado. Otros ejemplos son:

La sinécdoque es la comprensión de una cosa por medio de otra. En este caso, se utiliza una parte para designar el todo o el todo para designar una parte. Por ejemplo, «Tengo al virrey, amo al hombre», y «Todas las manos (tripulación) en el trabajo».

Es una disposición de una serie de ideas en el orden de importancia creciente. Por ejemplo: «¡Qué pedazo de hombre! ¡Qué noble en la razón, qué infinito en las facultades! En la acción, ¡qué parecido a un ángel!»

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad